miércoles, 20 de enero de 2010

MIS PADRES, YO, MIS HIJOS

     De niño recuerdo mis padres levantandose a las dos de la mañana para caminar toda la madrugada por caminos empedrados y muy oscuros para ir a el lugar donde les correspondia asistir a las urnas, havia que elegir un nuevo presidente, el ultimo.  Carlos Prio.
   No, mis padres no votaron en el simulacro hecho por Batista, recuerdo que dos militares vinieron a la casa y cuando llego mi padre le pidieron a el y a mi madre sus carnet de votacion, estoy seguro que al igual que el resto de los cubanos, ellos , sin ir a las urnas, votaron por Batista, que fue tambien un voto por Fidel, ya que Batista llevo a Cuba a las manos de Fidel.
   El dia martes de este mes fui a ayudar a unos cubanos de la edad de mi hijo mayor a la compra de una casa, su primera casa, nunca tuvo casa en cuba, le toco vivir con sus abuelos. Su hermana hace 2 años compro su primera casa en su vida, tambien vivio con los abuelos, en un lugar en Pinar del rio Cuba .
   De esa isla calurosa donde los enfermos son dejados para que se mueran de frio, de hambre, esclavos del goviernos, estos jovenes cubanos an tenido que venir a Dalonega, U.S.A. un lugar  frio y  montañoso, sin entender el idioma,  para encontrar la libertad  que a sus hijos las dictaduras cubanas le an negado por 58 años. No hace mucho tiempo vi en Miami a uno de los militares que recogieron los carnets de mis padres
y no me pude aguantar, le pregunte si le a gustado el exilio de 52 años que el mismo se gano de esbirro .